Jornada, descansos y permisos de la empleada hogar

– La empleada de hogar, dentro del régimen del servicio doméstico, tiene establecida una jornada con un máximo de horas semanales que no podrá exceder de 40, igual que en el régimen general. La principal diferencia reside en que en el servicio del hogar familiar, se podrán establecer tiempos de presencia a disposición del empleador, previo acuerdo éntrelas parte.

-Los tiempos de presencia que se establezcan serán retribuidos o compensados en periodos equivalentes de descanso. Si son retribuidos, la cuantía será como mínimo la misma que las horas ordinarias.

En ambos casos, las horas de presencia no podrán ser superiores a 20 semanales de promedio en un periodo de un mes.

-La empleada de hogar tiene derecho a un descanso mínimo de 12 horas entre una jornada y la siguiente. La única excepción la encontramos en la empleada interna que este periodo se puede reducir a 10 horas, compensándolas en periodos de hasta cuatro semanas.

-La empleada de hogar interna tiene derecho a un descanso diario de 2 horas para las comidas principales, este período no se computará como jornada laboral.

En cuanto al descanso semanal, será de un mínimo de 36 horas consecutivas que por regla general corresponderá el domingo completo y la tarde del sábado o la mañana del lunes.

Desde hace ya bastante tiempo gran parte de las internas prolongan su descanso hasta 2 días completos, iniciando en la mayoría de casos el descanso el viernes noche o sábado por la mañana hasta el domingo noche o lunes mañana.

-La empleada de hogar tendrá derecho a disfrutar de todas las fiestas nacionales

Es importante que la comunicación con la empleada de hogar se fluida y que tengamos cierta flexibilidad con ella ya que nosotros en un momento u otro también lo necesitaremos… nuestro día a día es muchas veces imprevisible 😉